Conócenos

Calidad de la enseñanza y desarrollo socioemocional.

María Teresa Villa

Rectora CPV Providencia

Somos un colegio comprometido con el aprendizaje permanente, la mejora continua y el desarrollo de las habilidades que nuestros estudiantes del siglo XXI necesitan para su desarrollo integral y ser personas que aporten a la construcción de un mundo más inclusivo, pacífico y consciente del cuidado del medioambiente. Nuestra oferta educativa, adaptada a las necesidades actuales, promueve el desarrollo también de habilidades socioemocionales y éticas, que favorezcan las relaciones comunitarias sólidas y la sana convivencia.

Nuestro proyecto busca potenciar en los estudiantes el pensamiento crítico y la creatividad, imprescindibles para implementar soluciones innovadoras y generar ideas y proyectos originales, en un ambiente de colaboración permanente, en el que se entienda la importancia del trabajo en equipo para llegar a acuerdos y alcanzar objetivos comunes, desde los aportes individuales. La colaboración implica flexibilidad, adaptabilidad, iniciativa, liderazgo y responsabilidad. También, la comunicación es prioritaria en la educación y la sociedad globalizada, así como manejar la tecnología en forma productiva y ética para diseñar una visión de mundo como un lugar mejor para todos.

Formamos Personas...

Somos un colegio abierto a la transformación. Tenemos el foco en seguir brindándole a todas las familias que nos sigan eligiendo, un aprendizaje sorprendente y de calidad para sus hijos e hijas, en un ambiente integral que permite un desarrollo más afectivo.

Un poco de Historia

Nuestro colegio se fundó desde inicios de este milenio, en el año 2000, estableciéndonos en una comuna activa y de encuentros, como lo es Providencia, donde hemos llevado la enseñanza de la mano con el espíritu de vinculación.

Somos parte de International Schools Partnership (ISP)

International Experience

conocenos-web cpv-116

ISP quiere que todos nuestros niños y estudiantes experimenten un aprendizaje asombroso. Ir más allá, se llama 'valor agregado', y es ese valor agregado el que separa a una buena escuela de una excepcional, demostrando un impacto positivo real en los niños y estudiantes de manera que pueda relacionarse directamente con la experiencia escolar y las formas en que se brindó apoyo.

El valor agregado es un desafío que aceptamos. Ser un colegio ISP abre una ventana más al mundo en oportunidades y experiencias internacionales que nutren el desarrollo de los estudiantes.